lugar

Montañas

¡Una montaña para hacer de todo!

Marruecos es un país recorrido por las montañas. Los tres Atlas y el Rif conforman unos maravillosos paisajes escarpados, que, además, son ideales para todos los amantes de la aventura.

El senderismo y el trekking son actividades muy populares. Muchas de las rutas deportivas se encuentran en los parques naturales del país: cerca de Chaouen en el Parque Nacional de Talassemtane o,no muy lejos de Ifrane, en el parque nacional del mismo nombre. En los alrededores de Marrakech, la ascensión del monte Toubkales imprescindible. Es la cumbre más alta del norte de África y 2 días pueden bastar para alcanzar su cima.

Además de contemplar paisajes y estar al aire libre, prepárate para vivir sensaciones fuertes: en la montaña podrás practicar todo tipo de actividades, desde la bicicleta de montaña hasta el parapente, e incluso pasando por el rafting en el ouedAhansal. También se puede esquiar en las estaciones de Michlifen, cerca de Ifrane, y de Oukaïmeden, a unas decenas de kilómetros de Marrakech.

La cultura tampoco se queda atrás en estos relieves. Allí te esperarán muchas curiosidades: visita los graneros fortificados del Anti-Atlas o incluso la preciosa Chaouen, que despliega sus tonos azulados a los pies de los montes Kelaa y Meggou. No muy alejados de las ciudades, estas montañas permiten, en un solo día, vivir una experiencia distinta. Descubre una reserva natural de energía a tan solo media hora de Marrakech. Podrás dedicarte a todo tipo de actividades: tirolina, arborismo, bicicleta de montaña o, sencillamente, relax.

¡Así es la montaña marroquí! Paisajes impresionantes, una naturaleza revitalizante y pequeños tesoros por descubrir por todas partes.