...vacaciones activas y sensaciones intensas

Si busca vacaciones diferentes y excitantes que le colmen de emociones fuertes, la riqueza del universo marroquí es un terreno experimental sin límites.

Abandone los circuitos demasiado concurridos para inmiscuirse en fiestas tradicionales donde le invitarán a compartir con toda sinceridad la sencilla vida marroquí.

Fiestas para todos

Folclore Tissint

En Marruecos, descubra los musems, una mezcla de fiesta religiosa y feria comercial que se celebra a lo largo del año por todas partes en Marruecos. El musem más conocido es el de las novias en Imilchil, o el del famoso valle de las rosas de Kelaat M'Gouna. Para los marroquíes, un musem es la ocasión perfecta para ver seres queridos alejados, para reunirse, comerciar y ponerse al día de lo ocurrido durante el año. Sumergese en este ambiente inolvidable y pintoresco, asista a estos momentos vitales tan sencillos.

Observar y compartir

Las grandes ciudades imperiales tienen todas su propio mercado, animado todo el día desde el amanecer. Mire los rostros cautivados por los contadores de historias, diviértase con los monitos traviesos que piden limosna, estremézcase con los encantadores de serpientes... Basta una mirada para fraternizar y compartir un sencillo y suculento plato de comida en la humilde casa de sus nuevos amigos.

Sorpresa agradable

Bajo la tienda de los nómadas

En Er-Rashidia, de camino hacia las dunas rosas, le sorprenderán con la degustación de un suculento yogur casero que le refrescará para seguir esta calurosa ruta. Un yogur con sabor a rosa o a canela, un pequeño milagro imprevisto para saborear; y si vuelve por aquí, lo reconocerán sin ninguna duda porque en Marruecos, los encuentros no son superficiales.

Recordar

Le esperamos. Si le apetece y motiva la aventura humana y los encuentros, tenga por seguro que no regresará frustrado ni con las ganas.

Si desea añadir esta información a su página de Internet o bitácora, introduzca este código:

Ctrl + A: Seleccionar todo
Ctrl + C: copiar. Ctrl + V: pegar

Déjese seducir por una estancia organizada por un agente de viajes experto en Marruecos.