bouton retour

Tradición y talento en Fez




La medina de Fez es un verdadero viaje en el tiempo en el que descubrir actividades artesanales y tradicionales al tiempo que nos hospedamos en una refinada riad. Data del siglo xii y está declarada como patrimonio mundial de la humanidad por la UNESCO además de ser una las ciudades emblemáticas de la civilización arábiga musulmana. En las laberínticas callejuelas, descubra oficios nobles como la artesanía del cuero, de la madera o de los brocados, pero sobre todo, déjese sorprender por las actividades más ancestrales como el uso de hornos tradicionales para cocer pan y pasteles o incluso de baños de vapor, los famosos hammam orientales.




Para el alojamiento, dispone de numerosas riads exquisitamente decoradas que le abren las puertas, unas viviendas protegidas del barullo urbano, un estilo de vida sutil y sofisticado que tendrá la oportunidad de descubrir. Algunas disponen de hammam o de spa, que son testimonio de la tradición termal de la región. Con los baños de vapor y los masajes correspondientes, se sentirá tonificado y regenerado en un ambiente que permanece inalterado desde hace siglos. Para los viajeros en busca de intercambios espontáneos con la población, nada mejor que pasear sin rumbo por las callejuelas, siempre encontrará un habitante o una familia abierta a la conversación en torno a un vaso de té de menta. El secreto de Fez es ante todo su tradición histórica de recepción y hospitalidad…






Ver todos los breves

bouton retour

Déjese seducir por una estancia organizada por un agente de viajes experto en Marruecos.